Ir al contenido principal

EL MISTERIOSO CASO DEL ABANDONO DE LA PRÁCTICA DEPORTIVA

 


    Pues llegó el verano; sí, llegaron las vacaciones para la mayoría de españoles. Año tras año se repite el mismo ciclo, principalmente en los centros deportivos; piscinas cubiertas, gimnasios y en un sinfín objetivos planteados con ilusión en el pasado. En relación al deporte....."cualquier tiempo pasado fue mejor" (yo antes...), nunca encontramos el tiempo necesario en el presente, sólo en el pasado y/o en el futuro (a partir de septiembre...), pero el futuro pronto será presente y así, año tras año.



 Cristina lleva tres meses apuntada al gimnasio, intenta acudir a sus clases puntualmente dos o tres veces por semana, aunque no siempre lo consigue; su trabajo la absorbe y al final del día acaba hecha polvo. Para ella es un gran esfuerzo conducir su coche en dirección al centro deportivo, normalmente le apetece más quedarse con su pandilla del curro tomando unas cervezas en ese tiempo libre antes de atender sus obligaciones familiares.
   Después de tres meses Cristina le está cogiendo cariño a sus ejercicios, se encuentra mucho más ágil, fuerte y feliz. Pero llegó el verano y con él las vacaciones; ese período en el que Cristina dispone de más tiempo libre, se libera del estrés del trabajo; CRISTINA SE DA DE BAJA. Soprendentemente cuando dispone de más tiempo para ella, Cristina abandona/aparca/pausa sus objetivos. 
   
 
 Cuando abandonamos la actividad física, nuestros objetivos no se pausan ni se aparcan, SE ALEJAN. La distancia entre nuestro estado y las metas que queremos alcanzar,  se amplía. En todo caso hay que diferenciar abandono de descanso; el descanso es necesario después de un periodo de practica continua. El abandono es la interrupción de un programa que todavía no ha llegado a su fase de descanso.
   La excusa más usada para abandonar la práctica deportiva es la falta de resultados. EXPECTATIVAS VS REALIDAD. Esto no es sencillo de explicar; podría recurrir al: "hay que establecer objetivos REALES".Pero para establecer objetivos reales hay que conocer la REALIDAD de cada individuo. Para ello debemos saber ¿qué quiere?, pero lo que es más importante, ¿por qué lo quiere?. Por ejemplo; dos personas empiezan a correr, pero una para conseguir un mejor rendimiento y la otra para bajar de peso. Probablemente las dos bajen de peso y consigan mejorar su rendimiento, pero la forma de abordarlo tiene que ser diferente ya que la prioridad de sus motivaciones es distinta. En el ¿por qué lo quiero? influyen mucho más factores, tratándolos con atino, son los que nos darán el éxito y la fidelidad a la practica de actividad física. INDIVIDUALIZAR. 

 
 Cristina se apunta al gimnasio porque quiere mejorar su estado de forma (el mítico "bajar un poco de peso y tonificar") en una revista de actualidad lee "Tú cuerpo firme en un mes sólo estirando" o "Quema 2400 kcal en una sesión de 20´ con un chaleco de electroestimulación" o " Baja tu barriga con Pilates" o "Elimina tu dolor de espalda con natación", etc. 
   En la sala de pesas le dan una hoja que pone "iniciación" y allí está con otros cinco novatos que empiezan el mismo día que ella; dos quieren bajar de peso, dos tienen problemas de espalda, por último un quinceañero que quiere ponerse cuadrado como un sugus, todos haciendo la misma tabla de ejercicios durante, por lo menos, dos o tres semanas le han dicho.

   Muchas veces las expectativas que tenemos con respecto a lo que vamos a conseguir practicando deporte están creadas alrededor de FALSAS AFIRMACIONES del propio sector para captar clientes. No hay más que ver las fotos que adornan sus carteles publicitarios, repletos de músculos y estereotipos que no coinciden mucho con la media de la población. 
También podemos encender la televisión y encontrarnos con:  " El método Osmin"," En forma en 70 días" o incluso "El gran cambio", etc. No quiero entrar a criticar estos programas, al contrario. No me gusta el contenido, pero sí el continente, me explico:
   El deporte está en auge, consecuencia de esto aparecen estos formatos televisivos. Mal que bien fomentan la practica de actividad física y esto es bueno; como buen gallego que soy diría: "Maloserá que no den con gente competente". Ahora sólo falta que los mensajes sean VERACES para que la gente se dibuje unas expectativas más reales.

   
   Un buen día Cristina recibe un consejo: Tú mejor entrenador@ eres tú mism@; tú eres la que sabes lo que realmente te sienta bien, hasta donde puedes llegar, cuando puedes hacerlo, cuando estás cansada.....a lo mejor necesitas a alguien que gestione tus esfuerzos, que te distribuya el ejercicio y el descanso, que te oriente con tu alimentación o que te motive; pero ell@s no son tus entrenador@s, tú entrenador@ eres tú.


   Una vez tienes el ¿qué quiero? y el ¿por qué lo quiero? sólo falta tu COMPROMISO  con ello, tu ACTITUD. Esta última es el arma decisiva para ganar la batalla a muchos enemigos que nos encontraremos en el camino; como la pereza, la impaciencia, multitud de tentaciones que purulan por el ambiente justo a la misma hora que ibas a hacer deporte, etc. La ACTITUD es esa gran superheroína que nos ayudará con "los malos" y su capa es la CONSTANCIA. Sí, tenemos una gran facilidad para creer y crearnos una satisfacción de autocomplacencia después de una semana cumpliendo "el plan"; parece que esto nos otorga ciertos privilegios que no se habían negociado y que echan por tierra o ralentizan nuestras metas.

   
Cristina después de dos meses tiene claro que va a ser más difícil de lo que creía, pero aún así está dispuesta a seguir adelante con su objetivo de ponerse en forma, como ella dice, "lo necesita". Y a pesar de que muchas veces encuentra razones por las que no iría al gimnasio, acaba ideando la manera de cumplir con todas sus obligaciones ( programación ). Por eso mismo se pega unos homenajes gastronómicos cada fin de semana para recuperar el tiempo perdido con sus colegas. O, después de la tres primeras semanas cumpliendo el plan al dedillo, decide que la última semana del mes se la puede tomar de descanso.


  En resumen; además de otras muchas cosas, lo importante para conseguir ser fiel a tu programa de ejercicios es; saber qué quieres, por qué lo quieres, cómo vas a conseguirlo, qué estás dispuest@ a hacer por ello, comprometerte con él, ser constante en ello. Ahora, TODO ESTO, tienes que amoldarlo a unas circunstancias especiales, A TI, por ello hemos decidido que tú serás el mejor ENTRENADOR@ que hay para ti mism@.


   Cristina ha abandonado el gimnasio cuando más tiempo tenía para dedicarle a cosas que le cuestan mucho cuando su trabajo le resta ocho horas al día. Cristina ha abandonado en una temporada en la que le sería más fácil conseguir objetivos y así fidelizarse. Pero otr@s muchas personas han sido constantes, más comprometidas, más realistas y; además de cumplir con sus ejercicios, se desplazan en bici todo lo posible, han educado su alimentación, suben las escaleras en lugar de coger el ascensor, etc..

   Cuando tomas una decisión y lo haces de una forma reflexionada nunca es malo, al revés es valiente. No te de pena lo que dejas atrás si realmente crees que necesitas un cambio, las formas y el respeto por ti mismo son la mejor guía.


Comentarios

  1. La constancia es la base para conseguir las metas que te has propuesto

    ResponderEliminar
  2. La clave está en cuanto deseas alcanzar tus objetivos, lo importantes que son para ti, si se trata de un «me gustaría
    conseguir mi meta».... o se trata de un «deseo mi meta y voy a conseguirla».

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

¿POR QUÉ ENTRENAR SIN NO TENGO OBJETIVOS DE COMPETICIÓN A LA VISTA?

   Durante el confinamiento muchos de los deportistas, tanto profesionales como amateurs se mantuvieron activos motivados por todas las competiciones calendadas o aplazadas para la "nueva normalidad". Pero resulta que esta nueva normalidad les deparaba más suspensiones que celebraciones las cuales, están siendo anecdóticas. El por qué de suspender en el último momento una prueba; cuando no variaban las condiciones con respecto a semanas anteriores y los contratiempos de viajes, entrenos, reservas, etc... daría para otro post, pero no es el objeto del que nos ocupa. De hecho, muy a mi pesar, soy de la opinión que debería haberse suspendido todo hasta la llegada de una vacuna. Cuando digo TODO, también hablo de la liga profesional de fútbol.    El tema es que la desidia inunda a muchos de los deportistas cuando tienen que enfrentarse a una programación de entrenamientos sin un horizonte claro de pruebas deportivas; y ya sabemos que la incertidumbre no es buena compañera. En ca

EL DESCANSO, EL MEJOR DE LOS DOPAJES

   Después de años analizando los métodos de entrenamiento utilizados por muchos deportistas populares que pasan por primera vez por nuestro centro, hay un error que se repite en casi todos; la falta descanso. Muchos siguen planificaciones idénticas o modificadas de deportistas profesionales sin tener en cuenta que su jornada laboral, obligaciones familiares/sociales, etc suman una carga que deben tener en cuenta en su programación, sobre todo en la programación de su descanso. Descansar es entrenar, "el entrenamiento invisible", muchas veces el más difícil de cumplir para los deportistas: "¿Cómo no he conseguido mejor sensación-resultado en la prueba si he cumplido todos los entrenamientos al pie de la letra?     No, no has cumplido todos; te ha faltado cumplir el descanso. Cuando tenías descanso has aprovechado para cortar 1000 metros cuadrados de césped, salir con un amigo despacio, hacer el entreno que te habías saltado la semana pasada, probar la "só

Un entrenador desde dentro

    Mil veces he planeado escribir esta entrada, novecientas noventa y nueve decidí no hacerlo. Supuse que no se me entendería y eso podría enfadar a alguien. No descarto que esto último suceda, pero creo que es importante que la gente conozca la realidad de nuestro trabajo.    La mayoría de nosotr@s soñábamos de pequeños con ser entrenadores, en mi caso fue cuando comprobé que como ciclista no llegaría muy lejos 😆😆.     Ésta es una profesión vocacional, no la entiendo de otra manera. Cuando no es así, malamente podrás ganarte la vida con ella.    Abrirse camino, al menos en España, es difícil. Es un país donde todo el mundo opina sobre todo y sin conocimiento de causa. No hay más que escuchar las noticias cuando hablan de tu especialidad (sea cual sea). Vamo, que todos alguna vez hemos pensado: ¿qué carallo están contando?.  Pues nuestro sector, el de la actividad física, no se salva: Tod@s saben de:    La mejor forma de hacer abdominales, entrenar la hipertrofia, reducir el volumen